Estados Unidos aprobó el matrimonio igualitario

Fotografía de Internet.

El Tribunal Supremo estadounidense declaró como inconstitucionales a las leyes que prohibían el matrimonio homosexual en diferentes estados del país.

Bajo la Enmienda Constitucional número 14, los estados estarán obligados a conceder licencias de matrimonio a personas del mismo sexo. La decisión es histórica, y se cree que no ha habido una sentencia con tamaño alcance desde 1954, cuando se ilegalizó la segregación racial en las escuelas o cuando se permitió el derecho al aborto en 1973.

Antes del dictamen, las parejas homosexuales tenían derecho a casarse sólo en 36 estados y el distrito de Columbia. El nuevo veredicto anexará ahora los 14 estados restantes, los cuales deberán anular sus prohibiciones al matrimonio entre parejas del mismo sexo. Además, se tendrán que reconocer las parejas que contrajeron vínculos fuera de los Estados Unidos.

La sentencia fue respaldada por una mayoría de cinco jueces a cuatro, y es a su vez el resultado de dos décadas de trabajo. Hace diez años, el matrimonio igualitario sólo era permitido en un estado.

El juez Anthony Kennedy, quien tuvo el  voto decisorio para esta nueva sentencia, dijo después: “Ninguna unión es más profunda que el casamiento que encarna los ideales mayores de amor, fidelidad, devoción, sacrificio y familia”.

Por su parte, el presidente estadounidense, Barak Obama, manifestó que se trata de “una victoria para América”. Agregando después en su cuenta de Twitter: “Hoy hemos dado un gran paso en el camino hacia la igualdad” junto con el hagshtag #LoveWings (es decir, “El Amor Gana”).