Un momento histórico en el reluciente Teatro San Martín de Córdoba

Sesión inaugural del VIII Congreso Internacional de la Lengua Española, Córdoba 2019

El Rey de España Felipe VI y Doña Letizia presidieron el VIII Congreso Internacional de la Lengua Española, que se celebra en Córdoba del 27 al 30 de marzo, y que reúne a más de 200 escritores, académicos, expertos y profesionales de todo el mundo que debaten en torno al lema “América y el futuro del español. Cultura y educación, tecnología y emprendimiento”.

Este miércoles las figuras principales de la corona española presidieron junto al Presidente Mauricio Macri y la Primera Dama de Argentina el VIII Congreso Internacional de la Lengua Española, en el que su majestad destacó que “…se prestará atención en las sesiones del Congreso a la revolución tecnológica que la Comunidad Iberoamericana de Naciones ha de afrontar con decisión en todos los medios de la investigación y el estudio: de la Universidad a la escuela primaria. Esta consagración vital será a la vez un apoyo decisivo para que el español sea lengua de comunicación internacional, también en el ámbito de la ciencia y del emprendimiento…”.

Tras la bienvenida y las intervenciones de las autoridades, los Reyes mantuvieron un encuentro con los directores de las Academias de la Lengua, académicos españoles y escritores participantes en el Congreso, en el que el director de la RAE y el director del Instituto Cervantes hicieron entrega a Don Felipe de una edición especial de la obra “Rayuela”.

Posteriormente, tuvo lugar un homenaje a Víctor García de la Concha en el que el director del Instituto Cervantes, el director de la RAE y el presidente de la Academia Argentina de Letras hicieron entrega de la Medalla de Oro del Congreso Internacional de la Lengua Española a Víctor García de la Concha. Recogió la Medalla Mario Vargas Llosa, Premio Novel, Premio Príncipe de Asturias, Premio Cervantes y académico de la RAE.

La inauguración del Congreso concluyó con un espectáculo folclórico “Lengua de Tierra”. Durante el acto, Sus Majestades los Reyes estuvieron acompañados por la secretaría general Iberoamericana, Rebeca Grynspan; el ministro de Educación, Cultura, Ciencia y Tecnología de Argentina, Alejandro Finocchiaro; el director del Instituto Cervantes, Luis García Montero; el director de la RAE y presidente de la Asociación de Academias de la Lengua Española, Santiago Muñoz Machado; y el presidente de la Academia Argentina de Letras, José Luis Moure.

El renovado Teatro del Libertador San Martín, de la ciudad de Córdoba, escenario de la apertura del Congreso Internacional de la Lengua (CILE), tuvo sus discursos inaugurales.

Entre ellos, pasó el Rey Felipe VI, que recordó el Congreso de 2004, realizado en Rosario, donde hubo “un cambio inesperado” y “los ciudadanos se adueñaron de él, popularizándolo”.

Valoró que en aquella ocasión, el CILE exceda a “los congresistas y las congresistas” de esa edición.

“Debemos saludar a su gloriosa universidad, fundada con la matriz de nuestra universidad de Salamanca, que acaba de celebrar su octavo centenario. La Universidad Nacional de Córdoba es universalmente conocida por el esfuerzo de responder a las exigencias de los tiempos, adaptando los principios básicos de libertad de pensamiento y los nuevos horizontes sociales. Le deseamos por ello que en esa línea ‘viva, crezca y florezca’, como todas las universidades de la provincia de Córdoba, que renuevan día a día la tradición académica y acreditan con justicia el apelativo de su capital”.

“480 millones de personas tenemos el español como lengua materna. Conocemos su larga historia, uno de cuyos momentos más delicados fue, sin duda, el de la independencia de los territorios ultramarinos. No faltaron entonces voces que demandaron también independencia en el ámbito de la lengua. Bastó la voz de don Andrés Bello, a quien José Martí calificaba como ‘el mejor de los nuestros’, para recordar que esa lengua era tan propia de América como de España”.

“Paradójicamente, el español iba a conocer su mayor expansión con el nacimiento y la consolidación de las jóvenes repúblicas americanas, que hallaron en él el instrumento indispensable de cohesión interna de cada comunidad y de fortalecimiento de los vínculos de relación entre ellas”.

“En varias sesiones del congreso se prestará atención a la excepcional producción cultural argentina y en los más de doscientos actos populares programados por la Provincia y el municipio se vivirá la riqueza del folclore y el arte argentinos, y particularmente cordobeses, en un brillante Festival de la Palabra”.

Reconocimiento a la Universidad Nacional de Córdoba

El monarca envió un saludo para la histórica casa de altos estudios pública de la ciudad capital, “conocida por responder a las exigencias de los tiempos”, que fue “adaptando los principios básicos de libertad de pensamiento y los nuevos horizontes sociales”.

Felipe agregó: “Le deseamos que en esa línea viva, crezca y florezca”.