¿Te gusta la fotografía? Todo lo que hay que saber al comprar una cámara

La revolución de los smartphones, con cámaras cada vez más sofisticadas y con potentes lentes, quizás disminuyó el interés en tener una cámara tradicional. Sin embargo, lejos de desaparecer, el segmento continúa ofreciendo opciones para todos aquellos que prefieren las características, la velocidad o la calidad de la imagen, ya sea por hobby o profesión, de una cámara de fotos.

Desde Linio acercan esta guía definitiva para conseguir la que mejor se adapte a lo que buscamos.

Las cámaras DSLR (Digital Single Lens Reflex) son lo que la mayoría de los fotógrafos profesionales utilizan para hacer su trabajo. A diferencia de los modelos de cámara compacta de antes, que registraban la luz (y, por lo tanto, una imagen) directamente en un sensor electrónico, una DSLR utiliza un espejo para hacer rebotar la luz desde una escena a través de un sistema interno y hacia un visor o un sensor electrónico, en el caso de un obturador abierto.

Estas cámaras también permiten lentes intercambiables, que ofrecen una amplia gama de opciones en cuanto a longitudes focales y calidad. Hay, por supuesto, ventajas y desventajas para los sistemas DSLR, pero de definitiva, estas cámaras ofrecen las características y la calidad que requieren los aficionados o profesionales avanzados.

La calidad de imagen

La calidad de imagen suele ser el requisito más importante de una nueva cámara para fotógrafos, y también es uno de los más subjetivos. La calidad de las fotos depende de varios factores, como el tamaño del sensor, la calidad de la lente y la óptica de la cámara.

Conjunto de características

Si bien casi todas las DSLR tienen un conjunto común de características (como la capacidad de disparar manualmente), algunas marcas y modelos han automatizado algunas, mientras que otras, no, o no tienen esas características. Diferentes cámaras tienen varios rangos ISO, puntos de enfoque automático y resolución (en megapíxeles) utilizables.

Diseño

Aunque por lo general no es lo primero en lo que se piensa con una cámara de nivel de entrada, comprar un modelo con un diseño sólido sigue siendo importante. Algunas cámaras menos costosas tienen todas las carcasas de plástico, mientras que otras pueden usar materiales más pesados como el metal; u otras, inclusive, son resistentes a condiciones de exteriores hasta cierto punto.

Funciones avanzadas y controles

Mientras que las cámaras compactas suelen tener la capacidad de modificar configuraciones, las cámaras DSLR se crean desde cero con el control manual en mente. Los rangos ISO son más altos con las cámaras Réflex, y los sensores más grandes combinados con controles precisos de apertura permiten una profundidad de campo controlada en sus fotos.

¿Qué tan importante es la calidad con poca luz?

Este es un factor importante. Se debe comparar la capacidad máxima de sensibilidad ISO nativa (no los rangos altos o expandidos), elegir el tamaño de sensor más grande que puedas pagar y un sistema con buena estabilización de imagen para poder utilizar velocidades de obturación lentas.

¿Es necesario un zoom realmente largo?

Las cámaras con grandes rangos de zoom tienden a cubrir todas las bases, por lo que son buenas si se realiza un viaje. Sin embargo, solo son útiles para practicar deportes si tienen sistemas de enfoque automático realmente buenos.

Aquí hay algunas reglas básicas para seleccionar las longitudes focales de las lentes:

  • El ángulo ultra ancho (menos de 18 mm) es bueno para escenas muy grandes donde la distorsión de la lente aumenta en lugar de restar atractivo.
  • El gran angular (alrededor de 18 mm a 30 mm) es bueno para tomas de grupo, paisajes y fotografía de calle.
  • Normal (alrededor de 30 mm a 70 mm) es bueno para retratos e instantáneas.
  • El teleobjetivo (alrededor de 70 mm a 300 mm) es bueno para retratos y deportes.
  • Supertelefoto (más de 300 mm) es bueno para los deportes, la vida silvestre y el acecho.

Estabilización de imagen

La estabilización óptica, ayuda a eliminar las imágenes borrosas de las fotografías al desplazar físicamente cualquiera de los elementos dentro de las lentes. Esto es especialmente útil para lentes de zoom largo que pueden ser difíciles de mantener firmes. Este tiende a ser el método preferido de las Réflex digitales, aunque no todas las lentes están estabilizadas.

La estabilización por cambio de sensor (a menudo llamada estabilización de imagen en el cuerpo, o IBIS) mueve físicamente el sensor en respuesta a las vibraciones. Este es el método preferido de las cámaras sin espejo. Normalmente funciona muy bien y tiene la ventaja de trabajar con cualquier lente.

La estabilización electrónica de imágenes (EIS), por el contrario, es un truco de la cámara. Si bien puede capturar una imagen menos borrosa, a menudo lo hace a costa de una calidad de imagen reducida. Este es el método preferido de las cámaras de acción.

Video

Todas las cámaras graban videos en estos días, y muchas incluso graban en resolución 4K Ultra HD. Las cámaras DSLR y sin espejo de gama alta ofrecen funciones de video que incluso son adecuadas para la realización cinematográfica, así como un aumento de las opciones creativas de la selección de lentes disponibles.

Cualquier cámara proporcionará un video decente para usos informales, pero quizás la característica más importante para un buen video es la estabilización. Si no se quiere llevar un trípode, hay que asegurarse de tener una cámara con estabilización de imagen dentro del cuerpo o una lente con OIS. Esto ayudará a garantizar una grabación suave y sin interrupciones para las tomas de video de mano.

Hay que tener bien presente y pensar detenidamente en las características al momento de comprar una cámara, que será nuestra compañera indispensable, ya sea como pasatiempo o trabajo. Con esta guía, es posible asegurarse que la cámara tenga todo lo que quizás tu smartphone no, y entrar en el fabuloso terreno de las imágenes de altísima calidad.