Racing: “Los jugadores somos ciento por ciento responsables del mal momento del equipo”

racing_35

Así lo aseguró el zaguero Fernando Ortiz, quien como eximió al técnico Reinaldo Merlo de culpas, también advirtió que no tendría méritos «si el equipo estuviera primero».

 

«Los jugadores somos ciento por ciento responsables de este mal momento del equipo, porque Merlo no es quien entra a la cancha, sino que dentro de ella las decisiones son solo nuestras», advirtió Ortiz en una entrevista con el programa radial Deportivo Télam.

«Las razones de lo que nos está pasando las atribuyo a las distracciones que tenemos y también a que varias veces tiramos al equipo muy atrás», analizó.

Ortiz no volverá a jugar «hasta después del mundial», porque en los próximos días será operado por el médico de Boca Juniors, Jorge Batista, de una «osteocondritis de vieja data en la rodilla izquierda».

«Yo no soy partidario de hablar con el técnico para cambiarle una idea. Si él decide ponerme de `9`, lo acepto porque soy un profesional. Pero insisto con que el entrenador es el que da la idea, pero el que ejecuta es uno», remarcó.
«Lo que pasa es que acá se habla mucho de que nos tiramos para atrás, pero nadie dice que la propuesta inicial en cada partido es salir a atacar», alertó.

A los 36 años este cordobés de Corral de Bustos tiene una capacidad analítica que contribuye a derribar ciertos mitos futboleros y frases hechas.

«A veces se nos cuestionó que no sabemos cerrar los partidos, como nos pasó el otro día con All Boys (1-1), que nos empataron sobre la hora, pero para mi eso es un mito», apreció.

«Si cada equipo que se pone en ventaja pudiera cerrar un partido, solamente con hacer el primer gol bastaría para ganar. Cerrar un partido es ponerse a hacer tiempo en los últimos tres o cuatro minutos y ver que pasa. Pero no más que eso», apuntó.

La influencia de lo individual por sobre lo colectivo es un aspecto clave para el análisis de Ortiz, ya que él considera que todos los jugadores racinguistas están hoy «en un bajo nivel, y eso afecta a lo grupal».

«Pero también los tiempos en el fútbol cambiaron mucho, porque antes los pibes estábamos para acompañar cuando llegábamos a Primera, y en cambio ahora dependemos de un chico de 16 años que enseguida es vendido y salva al club», destacó.

«Y si a un pibe le pegás un cachetazo en un entrenamiento, enseguida vienen los dirigentes y te dicen que parés la mano, que no lo toqués, porque a la primera de cambio lo quieren vender», ejemplificó.

Este recambio generacional le genera dudas al ex Boca, Estudiantes, San Lorenzo y Banfield, entre otros clubes: «Me gustaría creer que es para mejor», vaciló.

«Lo que pasa es que hay muchos chicos que se manejan muy bien, pero hay otros que no los podés controlar», analizó.

«La que si no negocio es el tratamiento de los temas grupales. Los trapos sucios se lavan en casa y no deben salir de adentro del plantel», resaltó.
Ortiz ve en su futuro a un entrenador «amante del 4-3-3», que siente las influencias de «Diego Simeone y Ricardo Gareca», como las más importantes de su carrera.

«El `Cholo` no me cabe duda que va a ser el próximo técnico del seleccionado argentino», vaticinó.

«En cuanto a Ricardo, siempre admiré como se manejaba con los videos, reuniendo toda la información posible de los rivales de turno», elogió.

«Todos sabemos en la Selección donde estamos en desventaja, así que lo único que nos queda es apoyar para que las cosas nos vayan bien en el Mundial», completó.

Fuente: TELAM

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here