Griesa frenó el pago a bonistas hasta que se llegue a un acuerdo con los holdouts

Juez Thomas GriesaEl juez estadounidense anuló los 539 millones de dólares que la Argentina giró a los que entraron en el canje de la deuda. Asimismo, no se embargaron los fondos y se instó a ambas partes a negociar.

 

Luego de la audiencia entre el juez neoyorquino Thomas Griesa y los abogados representantes del Estado argentino y los fondos buitre, el magistrado ordenó frenar el pago que la Argentina le hizo el jueves a los bonistas que ingresaron a los canjes  de deuda. No se embargarán los fondos y se promovió la negociación entre las partes.

En el encuentro, el letrado estadounidense dijo que “el pago es ilegal y no será realizado” y que “el dinero debería ser regresado a la Argentina”. Pero aclaró que “sería deseable, si fuera posible, que se llegue a un acuerdo”, encomendando a las partes a negociar con el mediador Daniel Pollack.

Con esta disposición, los 539 millones de dólares que le gobierno nacional giró ayer al Bank of Nueva York Mellon no podrán ser cobrados el 30 de junio, fecha de vencimiento de los intereses del bono.

A pesar de la decisión de Griesa, el país no entrará en default el lunes próximo, ya que cuenta con 30 días más, a partir de esa fecha, para intentar que el dinero llegue finalmente a los bonistas.  Ahora habrá que esperar hasta el 30 de julio, tiempo durante el cual se buscará llegar a un acuerdo.