Durante el clásico entre Belgrano y Talleres, las cámaras tomó la golpiza que terminó con la vida del joven. Las imágenes pueden herir la sensibilidad del lector.