Actividades para divertir a los más pequeños durante las vacaciones

juguetes de arena

Durante el receso escolar, los más chiquitos suelen aburrirse por la falta de tareas y el exceso de tiempo libre, por eso te proponemos una serie de juegos y recreaciones para que mantengas a los pequeños entretenidos.

En el caso de que pases tus días de descanso en una playa, seguro habrá mucha arena y espacio alrededor que te servirá para hacer las jornadas más divertidas para los chicos. Uno de los juegos que puedes proponer es el vóley playero, para esto, debes llevar una pelota grande  y una red, así pueden pasar el día jugando partidos amistosos.

También puedes proponer la construcción de castillos y diversas estructuras en la arena, para lo cual necesitarán de herramientas como baldes y palas. Una buena idea es adornar los castillos con caracoles o piedras que los chicos pueden recolectar en el lugar.

Como la playa es un lugar ventoso, pueden aprovechar para construir y hacer volar barriletes. También se pueden armar pinos de  bowling con botellas de agua o gaseosas vacías y jugar a derribarlos con una pelota.

En el caso de que haya una pileta alrededor, también hay actividades para mantener ocupados a los chicos, se puede, por ejemplo, poner un balde de agua en cada extremo de la piscina y hacer dos equipos, dándole una esponja a cada uno. Por turnos, los niños tendrán que empapar la esponja, cruzar la piscina e ir llenando el cubo.

Utilizando las colchonetas acuáticas pueden organizarse carreras de ida y vuelta, haciendo que los chicos remen con sus brazos, por supuesto, si los menores saben nadar, las competencias pueden ser a nado, utilizando los distintos estilos.

Estas son sólo algunas ideas que esperamos sean útiles para que los niños se diviertan en sus vacaciones. Lo importante es, cualquiera sea el juego que se organice, contar con la  supervisión constante de los adultos y además, tener cuidado de no molestar a quienes están cerca.