El Gobierno quiere abrir sucursales del Mercado Central para vender a “Precios cuidados”

99

mercado_central

Según confirmó hoy el jefe de Gabinete, Jorge Capitanich, estudian la viabilidad de distintos terrenos para instalar allí puntos fijos.

 

El Gobierno estudia la viabilidad de distintos terrenos para instalar allí puntos fijos que sean sucursales del Mercado Central, para comercializar productos en el marco del programa Precios Cuidados, según confirmó hoy el jefe de Gabinete, Jorge Capitanich.

Consultado sobre la instalación de un espacio de ese tipo en el predio de Tecnópolis, Capitanich indicó, sin precisar lugares, que ‘hay un proceso de identificación de terrenos que podrían ser susceptibles de puntos fijos para generar las condiciones de comercialización de productos”.

El funcionario habló con la prensa tras anunciar desde un frigorífico porteño la llegada de dosis de vacunas a ser distribuidas en todo el país contra la gripe.

Allí, confirmó la nueva iniciativa del Gobierno para combatir la inflación, de generar sucursales del Mercado Central, luego de haber lanzado el programa Precios Cuidados.

En rigor, la iniciativa correspondió al vicepresidente del Mercado Central, el empresario de la carne Alberto Samid, quien declaró la necesidad de llevar los precios de esa feria a quienes no pueden trasladarse.

Samid apuntó que los productos en el Mercado Central pueden encontrarse hasta ‘200 o 300 por ciento más barato‘ porque ‘los supermercados los suben mucho‘.

Sobre la iniciativa, el titular de la Unión de Consumidores Argentinos (UCA) Fernando Blanco Muiño dijo a DyN que ‘era una medida que le habíamos sugerido a (el ex secretario de Comercio Interior Guillermo) Moreno y a ‘Pimpi‘ Colombo (ex subsecretaria de Defensa de los Consumidores) hace tres años cuando empezaba a apuntar el tema de inflación pero ninguno nos prestó atención‘.

‘Nuestro planteo era que hubiera un centro en cada capital de provincia, porque con estos centros se fijan precios de referencia locales. Por ejemplo, Catamarca está a 1.800 kilómetros como para que alguien venga al Mercado Central‘, explicó.

El dirigente manifestó que está ‘de acuerdo‘ con la medida y abogó para que se instrumente a ‘la mayor brevedad posible‘

Por su parte, el economista Ramiro Castiñeira, de Econométrica, relativizó el impacto sobre el nivel de precios que provocaría la apertura de nuevos centros de venta que repliquen los precios que existen en el mercado central.

‘Es una política que permite quitar dispersión de precios en distintas zonas, pero la realidad es que no es una política antinflacionaria‘, sostuvo el profesional a esta agencia.

FUENTE: Agencias Buenos Aires