Santander Río anunció inversión de $ 20.100 millones y nuevo plazo fijo en dólares

338

Enrique Cristofani sostuvo que el banco hará un lanzamiento de depósitos a plazo fijo en dólares a una tasa del 4% anual a 30 días y 4,65% anual a 90 días.

El banco Santander Río anunció que invertirá unos $ 20.183 millones hasta 2018 y lanzará depósitos a plazo fijo en dólares a una tasa del 4% anual a 30 días y 4,65% anual a 90 días. La tasa llegará al 5% en el caso de una imposición a un año.

Las medidas fueron transmitidas por el presidente del Santander Río, Enrique Cristofani, en el tradicional agasajo anual a la prensa, en el que también anunció que habrá créditos en dólares para las pymes que generen divisas. Según explicó Cristofani, “para el desarrollo de la Argentina que viene será clave incrementar el ahorro bancarizado”.

Los fondos obtenidos con los depósitos a plazo en dólares serán aplicados al otorgamiento de créditos para las pymes generadoras de divisas – agropecuarias e industriales. El banco lanzará líneas de créditos que arrancan con una tasa del 6,5% anual a un año y llega al 8,75% anual en el caso de los préstamos a cuatro años.

De los $ 20.183 millones de inversión que anunció Cristofani, $ 6.938 millones estarán destinados a una mayor tecnología, $ 6.320 millones a la modernización de edificios y sucursales y habrá otros $ 3.691 millones para la apertura de sucursales.

A su vez, se invertirán $ 3.231 millones en la construcción de dos nuevos edificios corporativos. Junto a este plan de inversiones, el banco sumará 754 puestos de trabajo en 2016.

“En Santander Río estamos convencidos que las oportunidades no se esperan, se crean. Por eso, creímos en el país y desde hace varios años llevamos adelante un amplio plan de inversiones pensando en la Argentina que viene”, señaló Cristofani.

“Nuestro plan de inversiones ya se traduce en nuevos puestos de trabajo, más oportunidades de crecimiento para todos y el desarrollo de las comunidades en las que el banco está presente”, agregó.

Este año Santander abrió 41 sucursales y el sistema financiero en su conjunto sumó 54. El banco llegó a las 394 sucursales en todo el país y superó los 2,5 millones de clientes, consolidándose como la entidad privada más grande del país. Además incorporó 602 colaboradores y alcanzó el 40% de su red de oficinas ya modernizada.