Por el caso de la chica esclavizada, investigarán a organismos oficiales

eee

La adolescente, que estuvo la mitad de su vida comiendo pan y agua y durmiendo con un perro y un mono, había sido entregada “en guarda provisoria” a la pareja. Ahora indagarán sobre “posibles responsabilidades y posibles irregularidades” de quienes debieron supervisar la situación.

 

Cuando la encontraron, la chica pesaba apenas 20 kilos y tenía un retraso madurativo producto de la inanición. La víctima describió que era castigada y golpeada con cinturones incluso cuando comía las sobras que dejaban los animales. Se supo, además, que sus captores la ataban con ganchos de carnicero y cadenas para evitar que se escapara.

Todo comenzó en el año 2001, cuando la madre biológica de la pequeña la entregó –con intervención de un juzgado civil de Berazategui–, en “guarda provisoria” a la pareja, que resultaron ser adoradores de San La Muerte.

Ambos fueron detenidos bajo cargos de “reducción a la esclavitud y la servidumbre, lesiones graves y privación ilegal de la libertad”, según dispuso la jueza María Gabriela Lanz, quien rechazó el pedido de excarcelación.

Ahora, el fiscal Juan Necol aseguró que es el momento de investigar “posibles responsabilidades y posibles irregularidades” cometidas por los organismos y los asistentes sociales que debieron supervisar la situación.

Precisó que “hay que determinar o descartar que el expediente tenga irregularidades, no se hayan hecho las cosas que debieron hacerse en el ámbito donde se manejó el trámite de la custodia de la guarda: debería haber habido controles a nivel de asistentes sociales y visitas”.

Compartir
Melisa Müller
27 años, Comunicadora Social . Twitter: @Melii_Muller // email: melisa@cordobatimes.com