¿Alquilarías a tus padres? la oscura tendencia que está de moda en Japón

Aunque los nipones están dispuestos a implementar esta práctica en el mercado, la verdad es que en España este servicio ya existe. 

Está claro que llevar la misma sangre en las venas no es símbolo para que una persona se convierta en tu padre o madre. Eso son solo cuestiones biológicas, pero lo emocional, es más importante. Quien se esfuerza por cuidarte en el día a día es el que se convierte en esa figura a seguir. No es necesario esa consanguinidad, y ahora en Japón, el que tenga unos dólares en la billetera, mucho menos.

La empresa Heart Project, fundada en Tokio por Ryuichi Ichinokawa en 2006, te permite alquilar a alguien y que se haga pasar por tu padre. Pensábamos que los nipones ya no podían inventar nada más, pero es el país donde puedes comprar o vender cualquier cosa y donde existen los empleos más raros del mundo, así que ¿por qué no poder tener un padre diferente cada vez y solo cuando lo necesites?

Cerca del 20-30% de los alquileres son para para bodas y el otro 30-40% para hacer de novio/a del cliente.

“No queremos que los clientes usen nuestro servicio como una muleta emocional. No aceptamos solicitudes de este tipo”, asegura su director. Ofrecen acompañamientos para diversas situaciones vitales: desde dar un discurso el día de tu boda a ir contigo a una reunión. Los precios son muy variados también: unos 275 euros (30.000 yenes) por persona en el caso de alquilar a una pareja que hagan de tus padres. Qué no necesitas este servicio, no hay problema, por unos 140 euros también puedes alquilar a alguien que vaya a tu boda como público.

“Cuando empecé el negocio, pensé en hacerlo solo, ofrecer un papel de padre para personas criadas por madres solteras y cosas así. Entonces la gente me empezó a pedir mujeres, gente joven o señores de 60 años”, cuenta el creador de este extraño negocio a ‘Bloomberg’. Cerca del 20-30% de los trabajos son para bodas y el otro 30-40% para hacer de novio/a del cliente. Los perfiles de los contratante son personas entre 20 y 40 años. Además, la empresa tiene como norma que el “alquiler” solo se pueda hacer una vez.

Hay algo en la cultura japonesa acerca de la preocupación excesiva de las personas por aparentar y cómo los demás lo ven. A menudo esa idea no tiene mucho sentido común y es simplemente la vanidad lo que les lleva a tener que contratar este tipo de servicios. Actualmente en esta empresa trabajan más de 100 personas a las que Ryuichi entrevista por internet: “Nunca entrevisto a la gente en persona. Todo sucede a través de internet, por correo electrónico y teléfono. Recojo información básica sobre su disponibilidad, habilidades y apariencia”.

En España la opción de alquilar un familiar para deshacerse de la soledad o divertirse supone un desembolso de 210 euros por actor.

“La gente que viene a nosotros a menudo no tiene nadie más a quien acudir.Somos su último recurso“, explicó el creador de la peculiar iniciativa. Hay veces en las que me pregunto, ‘¿Qué pasará si no ayudo a esta persona?’ Tal vez solo acabe en una pequeña vergüenza o tal vez el daño será más profundo y lo arrastre durante toda su vida”, comenta su director a ‘Pavel Alpeyev’.

En España ya existe

Hace 15 años que este servicio está disponible en este país. Una empresa catalana alquila actores para representar personajes a petición de personas que están solas o quieran divertirse. Ya no hay excusa para pasar las navidades solos o acudir a un evento (ya sea cumpleaños o fiesta) solo. ¿Cuántas veces te has planteado de que a la próxima boda irás con novia? Esta es la solución, aunque sea de mentira.

Central del Espectáculo se inspiró allá por el 2002 en el argumento de la película ‘La familia’, de Fernando León de Aranoa, en la que un hombre solitario contrataba a actores que se hiciesen pasar por parientes suyos y se dispuso a realizar el experimento. La opción de alquilar un familiar para deshacerse de la soledad o divertirse supone un desembolso de 210 euros por actor. Además, la empresa también brinda la posibilidad que quiera el contratante, lo que necesite en cualquier momento.

Su director, Daniel Aguirre, que aseguró que el servicio sigue en marcha a petición del cliente: “El diciembre pasado tuvimos que interpretar con 15 actores a una familia para una boda. La novia había discutido con todo el mundo y nos pidió que interpretáramos a sus padres, tíos, primos…”