Resurge el racismo en EE.UU

178

Este último tiempo la sociedad estadounidense conmocionó con varios hechos de violencia policial contra individuos de la raza negra, muchos de estos acribillados por la espalda por efectivos policiales. De esta manera resurge el racismo étnico en Norte América. 

El Ku Klux Klan
Uno de los grupos racistas más conocidos en Estados Unidos es el Ku Klux Klan. Miles de personas de raza negra experimentaron el odio y la violencia de esta organización.

El problema de la segregación en Estados Unidos data desde los tiempos de la colonia. El país alcanzó la independencia en 1776, pero la esclavitud continuó siendo parte de la vida cotidiana, sobre todo en las plantaciones de los estados del sur.

La esclavitud fue un fenómeno extendido en Estados Unidos desde sus primeros pasos como país, incluso entre “los padres fundadores”. Un ejemplo es Thomas Jefferson, quien fue propietario de alrededor de 200 esclavos.

Fue Martin Luther King quien asumió el liderazgo de los movimientos pacifistas en defensa de los derechos civiles de los afroamericanos. El activista fue asesinado en 1968.

La lucha contra la discriminación llegó también a los deportes. En las Olimpíadas de México en 1968, atletas negros hicieron historia no sólo por las medallas ganadas sino también por su protesta contra el racismo en su país.

El odio y el racismo no han desaparecido y con la llegada de internet han encontrado una forma de canalizarse que tiene un impacto global.

¿Por que una sociedad perteneciente al  “primer mundo”, tiene tantos problemas de racismo, especialmente con las minorías raciales?

A pesar de la cruda historia que escribió a este país con la gente de “color”, la disparidad de trato que hay hoy en día entre blancos y negros, musulmanes y latinos , es muy marcada. Un indicador de esto  se aloja en el seno del poder judicial. Según un informe de 2013 de la ONGs Human Rights Watch,  los Estado Unidos tiene la tasa de encarcelamiento percápita más alta del mundo, 500 reclusos por cada 100.000 habitantes. Estas razas y sectores sociales minoritarios, ocupan gran parte de la población carcelaria, siendo una masa crítica muy importante en el sistema de la justicia penal de los Estados Unidos. Según la Oficina de Estadísticas Judiciales, aproximadamente el 3,1 por ciento de los hombres encarcelados son afroamericanos, 1,3 por ciento de los latinos y 0,5 por ciento de estos son blancos, además los afroamericanos representan el 28,4 por ciento de todos los arrestos.

Este informe también brinda datos acerca de las personas que el sistema policial persiguen por presunta comisión de un delito o su carácter preventivo, en la ciudad con más diversidad de razas de Norte América, Nueva York, el 86 por ciento de las personas “paradas y cacheadas” por la policía eran afroamericanas o latinas, a pesar de que representaban el 52 por ciento de la población el 89 por ciento de los que fueron parados eran inocentes de toda culpa. (Informe New York Civil Liberties Unión).

Los hechos que surgieron en estos últimos meses que conmocionaron y perturban a toda la población norteamericana, fueron en dos controles de carácter preventivo, realizados por la policía, donde se utilizó una fuerza excesiva para detener a dos ciudadanos de raza negra, lo cual termino con la muerte de ambas personas.

Sin duda el sistema estatal represivo tiene comienzo en la policía el brazo armado de la justicia y termina en un tribunal, así mismo muchas veces, este proceso, se hacen sumarios que empiezan y terminan en la misma policía, quien detiene, juzga y ejecuta, y cuando estos casos de “gatillo fácil” son llevados a la justicia no tienen el mismo tratamiento que otros.

El claro ejemplo de esto es el homicidio del 9 de agosto del año pasado donde Michael Brown de 18 años falleció a manos de un efectivo policial, que le disparó seis veces, dos de ellas en la cabeza y tres meses después fue absuelto por faltas de prueba, lo cual generó grandes disturbios en la ciudad de Fergunson donde era oriundo el joven, que se suma a la muerte en 2012 en el estado de Florida del adolescente negro desarmado Trayvon Martin a manos de un vigilador el cual fue encontrado inocente y posteriormente absuelto del hecho.

Otro de los hechos se produjo el pasado 15 de febrero y quedó registrado por la cámara de seguridad de un patrullero.

Las imágenes muestran como un policía blanco baja y en medio de la calle le descerraja cinco balazos a Lavall Hall, el joven de 25 años diagnosticado con esquizofrenia que en ese momento se encontraba en calzoncillos y con un palo de escoba, según relató la defensa de la víctima.
Un video al que pudieron acceder, entre otros, el diario “The New York Times” muestra en tanto a un policía de North Charleston, South disparando varias veces a la espalda del hombre mientras éste intentaba huir, el pasado 4 de abril.
De acuerdo con el diario, el efectivo ejecutó ocho veces contra el hombre, que el parecer estaba desarmado. Las imágenes del video también podrían indicar, de acuerdo con los informes, que el funcionario colocó finalmente su arma de electroshock junto al muerto con total impunidad.

Tanto las estadísticas sobre la población carcelaria, como las de persecuciones desmedidas realizadas por las fuerzas de seguridad y los fallos judiciales que “disminuyen” la gravedad de estos hechos, crean el marco ideal para que se sigan dando situaciones de racismo. Ni la raza del primer mandatario de los EE.UU es ejemplar para que este tipo de hechos sigan ocurriendo.

La “igualdad de derechos” parece ser una asignatura pendiente en la actual potencia mundial ¿ Podrán llevar a cabo alguna acción para combatir esto? o seguirán mirando hacia un costado, en algo tan importante como es combatir la aberración humana…

 

Por : Gabriel Andrada