Autoridades enviaron más policías a custodiar las favelas de Rio de Janeiro

434

Favelas

Alrededor de 400 uniformados fueron desplegados hacia las zonas más sensibles de las favelas pacificadas, ubicadas al norte de la capital brasileña. Este grupo se suma a los ya 9000 agentes que buscan apoyar a 1,5 millones de habitantes. 


La locación vive momentos críticos en temas de seguridad. Desde hace varias semanas, los violentos enfrentamientos con bandas organizadas son parte del panorama.

Ayer, el jefe de la Unidad de Policía Pacificadora (UPP), Frederico Caldas, comentó que la unidad hizo un cordón de seguridad en las favelas de Complexo do Alemao y Penha. “La respuesta será- advirtió Caldas-, extremadamente dura”.

El nuevo despliegue incluyó a 100 policías del temible Batallón de Operaciones Especiales (Bope), que permanecerán, confirmaron las autoridades, en sus puestos durante un período indeterminado.

Desde hace cinco años, las fuerzas del orden han reconquistado e instalado estas UPP en varias favelas en ese país, en especial en la zona turística del sur de Río de Janeiro, sitio que antes se manejaba por narcotraficantes.

Poco duró la tranquilidad en estas favelas. En las últimas semanas, la violencia regresó.

Desde noviembre pasado, seis policías de las UPP han sido abatidos por el crimen organizado, un total de 12 desde 2008. Por su parte, el comandante de la Policía Militar de Río, el coronel José Luis Castro Menezes, incentivó a la población a denunciar a los capos del narcotráfico.

Fuente: El Comercio