Incendio en Salsacate: La lluvia dio alivio pero hay guardia de ceniza

Afirman que el fuego que consumió 12.000 hectáreas en tres días aparece controlado. Hay precaución en bomberos.

Más de un centenar de bomberos eran parte de cada turno de lucha contra el fuego que demandó el incendio que afectó un total de doce mil hectáreas en los departamentos Pocho, Minas y Cruz del Eje.

El amanecer del jueves, tras la lluvia del día anterior, es distinto, aunque con un proceso de guardia de ceniza, que se extiende por 48 horas. Los diez milímetros caídos en la zona no son ni por asomo suficientes para hablar del fin del siniestro.

“La lluvia caída no fue la ideal para la extinción total del incendio. Aunque sí llovió mucho en otros lugares de las sierras, en estos departamentos no fue tan importante” expresó el director de Defensa Civil, Diego Concha.

El frente, que se ubicaba en Salsacate y camino a Ciénaga de Brito, había contado con favorables condiciones como un material fácilmente inflamable, altas temperaturas y fuertes vientos.