Algunos choferes acataron la conciliación obligatoria y salen a la calle con custodia

Alrededor de las 8:30, colectivos de los corredores 10 y 60 del transporte urbano de la ciudad de Córdoba, que presta la firma Coniferal, iniciaron sus recorridos habituales, en el contexto de un conflicto iniciado desde la madrugada de ayer, con asambleas que interrumpieron totalmente el sistema.

Con dos policías al volante de sendas motocicletas acompañando las unidades, aparecen los primeros indicios de novedades en un complejo marco.

La confirmación surge ante las presiones de autoridades, partiendo de la conciliación obligatoria dictada ayer por el Ministerio de Trabajo y desobedecida por delegados y trabajadores.