Femicidio de Brenda Arnoletto: Testigo se autoincriminó cuando declaraba

Brenda Arnoletto tenía 24 años. Foto: Facebook

Un hombre fue detenido por el femicidio de Brenda Arnoletto, la joven de 24 años violada y estrangulada el martes, cuyo cuerpo fue hallado en Pozo del Molle (Córdoba).

Así lo confirmó el fiscal de la localidad de Villa María, René Bosio. Según detalló, el detenido se autoincriminó cuando declaraba como testigo en la causa.

El cuerpo de la joven fue hallado ayer por la madrugada en la localidad cordobesa de Pozo del Molle. Peritos determinaron que fue estrangulada luego de ser violada.

El funcionario judicial detalló que Brenda fue “violada y estrangulada de manera muy violenta” y que, de acuerdo a los resultados de los estudios médicos forenses realizados hasta el momento, su cuerpo presentaba “lesiones, escoriaciones y traumatismos por los fuertes golpes que recibió”.

“Evidentemente en todo momento trató de defenderse del ataque sexual [y] murió asfixiada por estrangulamiento”, añadió Bosio.

La causa fue caratulada como femicidio. En los inicios de la investigación algunas personas fueron demoradas, luego quedaron en libertad.

El cuerpo semidesnudo de la joven, que pertenecía a una familia de Testigos de Jehová, fue encontrado en las primeras horas de ayer en una obra en construcción de Pozo del Molle, una localidad del departamento Río Segundo y a unos 170 kilómetros de la capital cordobesa.

El fiscal dijo que “se está trabajando en varias hipótesis”. “Está todo abierto”, aseguró. Al ser consultado sobre si el ataque pudo haber sido cometido por más de una persona, dijo que por el momento “todo indica” que hubo un solo agresor.

No obstante, aclaró, se esperan los resultados de las muestras halladas debajo de las uñas de la víctima y de los hisopados genitales que le realizaron para establecer si se encuentra más de un patrón genético.

Sobre el horario del crimen, Bosio manifestó que aún no fue precisado pero que la franja va desde las 23 del lunes -media hora después de salir de su casa a caminar- a las 5 del martes último.

El funcionario consideró “llamativo” que nadie haya visto ni escuchado nada, ya que la zona donde fue hallada la joven asesinada es de mucho movimiento, por lo que no descartó la posibilidad de que el ataque se haya cometido en otro lugar y luego el cuerpo fuera dejado allí.

Brenda fue vista con vida la última vez cuando salió a caminar la noche del lunes, cerca de las 22.30. “Era una chica muy tranquila, de una familia de Testigos de Jehová”, sostuvo el fiscal. Añadió que aparentemente tenía una pareja, de la misma comunidad religiosa y a la que veía poco él porque vive en la ciudad de Río Cuarto, a unos 167 kilómetros de distancia.

Anoche, tras difundirse la noticia del crimen, los habitantes de Pozo del Molle se movilizaron vestidos de negro por las calles de esa localidad para pedir que se esclarezca el hecho y se haga justicia por Brenda.

Agencias Télam y DyN