Se presentó a la Legislatura el Presupuesto 2017

El ministro de Finanzas Osvaldo Giordano expuso los aspectos centrales del proyecto que incluyen inversión record en infraestructura y nuevas exenciones fiscales para los sectores más desfavorecidos.

Una inversión record en infraestructura por casi 31 mil millones de pesos, equivalentes a 1.722 millones de dólares; un incremento promedio de 30% para el inmobiliario urbano y de 35% para el rural; nuevas exenciones impositivas para los sectores de menores recursos y pauta salarial un punto por encima de las previsiones inflacionarias, son los aspectos más destacados del Proyecto de Ley de Presupuesto 2017 presentado hoy a la Legislatura por el ministro de Finanzas Osvaldo Giordano.

Durante una exposición realizada en el Salón Protocolar de la Legislatura encabezada por el Presidente Provisorio de ese cuerpo, Oscar González, y a la que asistieron los diferentes líderes de bancada, Giordano explicó los lineamientos generales del proyecto presupuestal que será analizado en profundidad por las comisiones respectivas a partir del próximo martes.

En el comienzo de su presentación, Giordano explicó que la propuesta se enmarca dentro de las previsiones realizadas por el Gobierno Nacional para 2017 que estiman una inflación que se ubicará entre el 12% y el 17%, y, de una elevada presión fiscal en los tres niveles de gobierno, lo que obliga a pensar “no en cobrar más sino en cobrar mejor”. “En este caso no se trata de algo que vamos a hacer sino que ya estamos haciendo: aumentar la recaudación a través del Programa de Equidad Impositiva (PEI) sin crear nuevos impuestos”, sintetizó el ministro.

Ingresos Brutos

En el cobro de este impuesto se otorgará a monotributistas que ejerzan oficios tales como gasistas, pintores, electricistas, etc., los mismos beneficios de los que ya gozaban los profesionales. Es decir, que estarán exentos de pago quienes tengan una facturación inferior a 16.000 pesos mensuales. Además, se actualizarán límites y montos de facturación para acompañar la inflación. “La idea es que no ocurra como con Ganancias, que por no actualizarse alcanzó cada vez a más contribuyentes”, dijo Giordano.

Inmobiliario

El Inmobiliario Urbano tomará como base los valores fijados por la Municipalidad de Córdoba y el metro cuadrado de construcción, pero en ningún caso la suba podrá ser superior al 36%; en tanto que se calcula que el incremento promedio se ubicará en el 30%. Además, se ampliarán las exenciones para los sectores más desfavorecidos. Será del 100% para indigentes y adultos mayores bajo la línea de pobreza y de 50% para el resto de contribuyentes en situación de pobreza.

Además, en lo que es una buena noticia para los inquilinos, estarán exentos del impuesto de sellos los alquileres destinados a vivienda, inferiores a 7.000 pesos

En el caso del Inmobiliario Rural se actualizará el valor de la hectárea de acuerdo con su nivel de productividad. El incremento nominal en ningún caso podrá exceder el 45% y se calcula que el aumento promedio estará en torno a 35%.

Recursos Humanos

Tras mostrar diversas gráficas que evidenciaban de qué manera en los últimos años el empleo público recibió incrementos superiores al empleo privado, Giordano explicó que se prevé para 2017 un aumento salarial de 18% en tramos escalonados, lo que estaría 1 punto por encima de la pauta inflacionaria prevista para 2017 que llega a 17%.

Inversiones y deuda

El de las inversiones es, según destacó el ministro Giordano, el aspecto más destacado del proyecto de presupuesto ya que contempla una inversión record por 30.866 millones de pesos que equivalen a 1.722 millones de dólares y representan el 17,2% del gasto total.

“La inversión en infraestructura es uno de los pilares del crecimiento económico y por eso hay un ambicioso plan de obras viales, de gas y de cloacas entre otros rubros”, explicó Giordano.

En cuanto al nivel de endeudamiento de la Provincia, el ministro de Finanzas consideró que se ubicará en niveles manejables ya que salvo en el año 2021, estará muy por debajo del límite del 15% fijado por la Ley de Responsabilidad Fiscal.  “En 2021 habrá vencimientos que llegarán al 12,5%, pero se trata de bonos que pueden ser renegociados”, se mostró optimista Giordano.