256 motos secuestradas en los controles de ayer

La Policía de la Provincia continúa con los operativos vehiculares, apostados en diferentes puntos de la ciudad. Hasta el mediodía del jueves huvo 3 detenidos, 23 autos y 256 motos secuestradas.

 

Los 40 grupos de policías, prosiguen con los operativos vehículares, continuarán trabajando durante toda esta mañana.

Al respecto de la tarea policial, el Comisario Mayor Abel Díaz señaló: “Estamos trabajando principalmente sobre las motocicletas debido la versatilidad que éstas tienen en los arrebatos que se cometen a diario; se pueden desplazar por la vereda y hasta lo hacen en contramano”.

“Con estos controles no se estigmatiza a los motociclistas”, aseguró el Jefe de Policía, Comisario General Julio César Suárez, quien esta mañana supervisó personalmente las tareas de control. “Estamos haciendo controles focalizando el trabajo sobre los llamados motochorros. Solo nos interesan los delincuentes, que mal utilizan estos vehículos para cometer los ilícitos”, puntualizó el titular de la fuerza.

En los últimos días, la Policía provincial intensificó los esfuerzos por disminuir la cantidad de delitos cometidos por quienes se desplazan en motos, para lo cual dispuso de 40 dispositivos de seguridad que son ubicados en diferentes puntos de la capital y en forma rotativa por días y horarios.

Asimismo, Suárez destacó que “los hechos de robo que ocurren nos preocupan y nos duelen mucho; hay un grado de violencia inusitada. Esto nos potencia más a nosotros para seguir trabajando y seguir implementando políticas de seguridad que nos lleven a dar con los delincuentes”.

Finalmente, el Jefe de Policía volvió a recalcar que bajo ningún concepto se justifican las acciones mal denominadas como “justicia por mano propia”, por parte de los vecinos.